LO QUE QUEREMOS LAS EMPRESAS. Marca tendencia en aptitud.

person sunny

La evolución laboral no sólo hace alusión a la introducción de la tecnología en las empresas, si no que también ha evolucionado la forma en que se percibe y se valora la capacidad, cualidades y actitud de los trabajadores. Si eres una persona proactiva, creativa y que busca formas de que su empresa mejore, estas de suerte: marcas tendencia en aptitudes.   

Es más que evidente la transformación que ha ido experimentando el mercado laboral en el Siglo XXI con el boom de innovación digital. Cada vez más quedan atrás las empresas y negocios conservadores a los que les costaba adaptarse a los cambios y en las que los trabajadores sólo eran números que generaban dinero. Hoy día son más las empresas que valoran y apuestan por los trabajadores con iniciativa y creatividad, con innovadores que miran por la empresa y que buscan nuevas formas de aumentar la productividad de la misma.  

El perfil "ideal" de los candidatos se define según el puesto al que aspiran, pero existen características que todos los buscadores deben tomar en cuenta, sin importar cual sea su área de trabajo.

- Creatividad: Uno de los rasgos más importantes que solicitan las empresas en los profesionales de hoy es la capacidad de pensar ‘out of the box’, es decir, adoptar un pensamiento creativo que permita salir de la zona de confort y probar a hacer cosas que no se habían hecho antes. Los profesionales más creativos estarán de enhorabuena el próximo año, ya que cada vez se verá más recompensada esta habilidad en el mundo laboral.  Innovar, intuir, imaginar, las empresas reclutan personas con ideas frescas, nuevas, que les ayuden a expandir sus negocios. Hay que pensar que todo lo que implique aumentar los ingresos del negocio, es bienvenido. Siempre que sean ideas alcanzables y reales.

Proactividad: esto siempre significa: querer ir más allá de lo necesario. Se valora la iniciativa y el espíritu de comenzar nuevos proyectos; muchos jefes y directivos quieren que sus trabajadores muestren iniciativa, que les propongan propuestas, pongan sobre la mesa soluciones a problemas que surgen en la empresa y aspectos de ella que puedan mejorarse.

Ambición y crecimiento profesional: especializarse profesionalmente y lograr un perfil integral (estudiando acera de otras áreas complementarias y desarrollando cada vez más competencias) permitirá que la experiencia que has desarrollado sea atractiva para el mercado a la hora de requerir una posición similar.  

- Capacidad de adaptación: En las entrevistas también buscan saber si el candidato puede adaptarse a cualquier tipo de situación. Por ejemplo, en épocas de mucho trabajo si es capaz de trabajar bajo presión y sacar el trabajo adelante de forma satisfactoria. Además, también quieren que el futuro empleado tenga capacidad de negociación, especialmente para los trabajos que requieren negociar constantemente con proveedores y clientes. En definitiva, para los puestos de comerciales esta capacidad es fundamental.

competencias

- Integración de la tecnología: No sólo las empresas si no todo, está digitalizado por lo que es importante que el trabajador se sepa desenvolver en un ambiente informática de redes. Es imprescindible mantenerse actualizado en las exigencias del mundo laboral y herramientas tecnológicas, y saber utilizar la información.

Buscar desarrollar al máximo tus habilidades, especializarse profesionalmente y lograr un perfil integral (estudiando acera de otras áreas complementarias y desarrollando cada vez más competencias) permitirá que la experiencia desarrollada hasta el momento sea atractiva para el mercado a la hora de requerir una posición similar.

   Alineación con la cultura empresarial y compromiso con el proyecto. Sentirse involucrado/a en el proyecto, alineado/a con los objetivos de la empresa y comprometido/a son aspectos fundamentales en la integración y consolidación de la compañía. Las empresas deben fomentar este alineamiento implantando una cultura comunicativa donde el empleado pueda conocer la estrategia de la empresa y sentirse partícipe de su evolución.

Aunque podríamos sugerir una lista aún mayor, estos son los principales que convierten a un trabajador en un TALENTO, el talento que la empresa quiere retener y mantener en la empresa por muchos años. Por supuesto, trabajar con ganas y motivación es un plus, generalmente se traduce en un mayor incremento de la productividad del trabajador, influye en el resto de personas y ayuda a crear un buen ambiente laboral. Una persona que éste comprometida con la empresa, con sus objetivos a corto, medio y largo plazo, en otras palabras que se implique es fundamental para la organización.  

"Tu talento determina lo que puedes hacer. Tu motivación determina cuánto estás dispuesto a hacer. Tu actitud determina qué tan bien lo haces." - Anónimo.